Todas las entradas de Bilal Paladini

Bilal Paladini, 29 años, Sevilla, es geógrafo por la Universidad de Sevilla y activista de diversos movimientos sociales. Actualmente divulga sobre el agotamiento de los combustibles fósiles y la destrucción de la biosfera como causas profundas de la crisis de civilización que vive el sistema urbano-agro-industrial. Todo ello lo ha llevado a apostar por proyectos de transición y empoderamiento comunitarios como alternativas al actual modelo productivo en colapso. Agricultor y Permacultor, colabora con Larutanatural como profesor y ponente en cursos, seminarios y talleres, estrenando los proyectos organizados por Larutantural con el I Curso de Introducción al Diseño de Huertos Urbanos, llevado a cabo el pasado mes de Mayo en el Café Continental, Alcalá de Henares. Contacto: bilalpaladini@hotmail.com

The History of How to Write a Synthesis Essay Refuted

The History of How to Write a Synthesis Essay Refuted

There certainly are a number of various sorts of synthesis essays that you may select from in accordance with your homework and around the kinds of evidence offered. To accomplish this you most likely should be aware of the structure of every exam. It really is very important, to start with, to know the unique kinds and their features before you starts tackling their mission.

The present data is insufficient and additional analysis is necessary for precise results. Analysis of this provided content can be an essential point inside the synthesis essay producing. The issue ought to be broad enough to pull a few sources .

You ought to be in a position also to make judgments depending on the considering and to prove the caliber. Fortunately,’s an chance to dictate an instantaneous assistance. There is A helpful summary required for the synthesis composition.

The following cloning technique is called synthesis. The factor concerning the thought of routine creating is it is that you who needs to supply a fresh bit of producing your job is always to earn relationships between substances you’ve analyzed and the thesis, you’ve submit. You have to create a concise overview for structuring the ideas to alleviate the procedure.

At period, you have the capacity to to certainly exhibit the thesis announcement. Similar to in a composed essay, you’ll need to determine what you’ll love to explain or argue. Its very first sentence should include .

It isn’t easy to win an argument as soon as the topic is extensive. You http://videocdn.ga/everything-you-must-learn-about-paid-for-2.html might be able to pick an interest. It has to be something broad https://en.wikipedia.org/wiki/Rainbow_Bridge_National_Monument enough to enable one to find sources.

It really is rather tricky to assemble the advice for a theme. A person may request that you write your comment like whether it’s far far better to re side inside your city or the world. It identifies the difficulty that you are going to be addressing.

It really is going to be more beneficial to test at these writing tips in the event you wish to understand how to compose a routine informative article. Essay is a form of writing that you might encounter being a word endeavor or sort of exam. Additionally, it is sometimes a true problem.

What’s more, you’ve must ensure in the case the keywords are awarded importance from this essay. You’ll want an introductory paragraph that functions as the hook to pull at the reader in and explains your thesis and also explains what traits of the subject you’re going to be examining. Convince your audience that you’re appropriate.

Since it truly is your one opportunity to basically discover info and digest all you ought to be more discerning in regards to. Our creating help is more dependable as effectively and costly and ergo you don’t need to think before trying us. You are going to arrive at comprehend your topic from various positions, permitting one to decide on on a position it’s not difficult to guide with the signs you gather through the own research.

“The job of reclaiming even some of the most effective native socialization techniques in Africa is still underdeveloped. You can find some facets about if farming is worried to think. As an example, to supply education that is optimal, it’s important to be aware of the ideal teaching-learning strategies and approaches related to some group of students or students.

Por Mirella Verdes

Estrategias para la sostenibilidad: Huertos Urbanos

Las ciudades son sumideros de recursos y energía a la vez que generadoras de residuos pues los bienes que satisfacen las necesidades de sus habitantes proceden de áreas alejadas. Los residuos que generan no se reciclan, es decir, se dejan abiertos los ciclos naturales del agua, carbono, nitrógeno etc. El agua es capturada en embalses y canalizada hacia las ciudades, los alimentos son producidos a distancias considerables, lo mismo podemos decir de la energía que consumen las urbes, las redes eléctricas y los sistemas de transporte, generada en gran parte mediante la quema de combustibles fósiles.

La ciudad como sistema

La ciudad como sistema

Las ciudades actuales abren todos los ciclos naturales. Se mantienen gracias a un aporte de combustibles fósiles y otros recursos no renovables que están hipotecando su futuro en forma de deuda ecológica pues la tasa de explotación de dichos recursos es superior a la velocidad de reposición de los mismos.

El abastecimiento y saneamiento de agua se verá afectado por el agotamiento de los combustibles fósiles pues la construcción y mantenimiento de toda la infraestructura así como la depuración de las aguas negras requiere ingentes cantidades de energía. No ha de olvidarse tampoco que los embalses tienen una vida útil corta debido a los procesos de colmatación. (López et al, 2002) Algo similar ocurre con la gestión de los residuos sólidos que es muy demandante de maquinaría y energía.

Se puede decir que el sistema de producción de alimentos actual se basa en convertir petróleo y gas en comida pues para producir 1 kcal de comida se requieren quemar 9 kcal de combustibles fósiles. Funes-Monzote (1998)  Además los principales acuíferos de las mayores  áreas de agricultura intensiva del mundo están sobrexplotados y a punto de agotarse por lo que se requieren mayores cantidades de energía para extraer agua de mayores profundidades. De hecho, la correlación entre los precios del petróleo y los alimentos es de un 93% OCDE-FAO (2008). Es por ello que ante el encarecimiento de los alimentos las grandes multinacionales están acaparando tierras en países empobrecidos y expulsando a sus pobladores autóctonos. EEA (2005).

Correlación entre el precio de los alimentos y el precio del petróleo.

Correlación entre el precio de los alimentos y el precio del petróleo.

En el mundo existen 100 millones de tractores que funcionan con gasoil. Los fertilizantes sintéticos (nitritos y nitratos) que nutren los cultivos de la agroindustria son derivados del gas natural. Además se utilizan fosfatos y potasas de origen mineral cuya extracción está en declive por la mayor dispersión y menor concentración de las mismas. Pesticidas, plaguicidas, herbicidas y demás biocidas son también derivados del petróleo. (Gever et al, 1986).

Las ciudades actuales abren todos los ciclos naturales. Se mantienen gracias a un aporte de combustibles fósiles y otros recursos no renovables que están hipotecando su futuro en forma de deuda ecológica pues la tasa de explotación de dichos recursos es superior a la velocidad de reposición de los mismos.

Evidentemente el petróleo no es infinito. En la década de 1950, el geólogo estadounidense Hubbert observó que la producción de todo yacimiento comienza a declinar tras haberse extraído entre el 30 y el 50% de su petróleo. Esto se debe al descenso de la Tasa de Retorno Energético (TRE), entendida como la rentabilidad en términos energéticos, es decir, el cociente entre la energía obtenida y la utilizada para obtenerla. Ocurre porque llega un momento a partir del cual se consume más energía de la que se obtiene del petróleo que se extrae. A principios de los años 30 se necesitaba 1 barril de petróleo para extraer 100, en los 70 la proporción era 1 a 30 y hoy es 1 a 15 aproximadamente. Para hacernos una idea de la importancia energética del petróleo, los agrocombustibles tienen TREs de en torno a 1 y las renovables entre 2 y 10.

A nivel mundial el pico de extracción fue en torno a 2006, (IEA, 2011) momento en el que la demanda mundial superaba la capacidad de extracción, como ha reconocido la Agencia Internacional de la Energía, desde entonces la tasa de extracción de petróleo convencional declina muy lentamente. Por ello a nivel global, la economía nunca podrá continuar su crecimiento al haber sobrepasado el ritmo de regeneración de gran parte de los recursos naturales renovables y alcanzar la máxima capacidad de extracción de los combustibles fósiles. 

El precio del petróleo se disparó al superar la demanda a la oferta, es decir a la capacidad física de extraer petróleo de la Tierra.

El precio del petróleo se disparó al superar la demanda a la oferta, es decir a la capacidad física de extraer petróleo de la Tierra.

Por ello y para paliar los demás impactos del crecimiento económico en la biosfera (deforestación, polución del agua, cambio climático, desaparición de especies…) se hace necesario desarrollar nuevas estrategias y métodos de producción de alimentos que empoderen a las comunidades desde abajo asegurando la soberanía alimentaria y que al mismo tiempo regeneren la perturbada biosfera asegurando unas condiciones de vida dignas para el resto de organismos con el que compartimos Gaia.

En lo que respecta al urbanismo, los huertos urbanos y los jardines o bosques comestibles pueden desarrollarse en solares, áreas periféricas de la ciudad, áreas degradadas, áreas ajardinadas abandonadas, patios, azoteas… Cumpliendo al mismo tiempo diversas funciones: creación de islas de frescor depurando el aire y dando sombra, producción de alimentos y plantas útiles, refugio de la biodiversidad y educación ambiental.

Diversas funciones que cumplen los bosques.

Diversas funciones que cumplen los bosques.

Uno de los mayores obstáculos para el desarrollo de huertos urbanos y jardines comestibles-medicinales es la falta de espacio. En un futuro próximo el  60 % del espacio público actualmente ocupado por los coches (Cambio Global España 2020. Universidad Complutense) para estacionar y circular tiene que ser rescatado por las personas para humanizar las ciudades y hacerlas sostenibles. Los precios de los combustibles debido a la crisis y al agotamiento del petróleo facilitarán mucho esta tarea pues los coches serán artículos de lujo.

Huertos y permacultura urbana.

Porcentaje de la población urbana que se dedica a la agricultura en diferentes países del mundo.

Porcentaje de la población urbana que se dedica a la agricultura en diferentes países del mundo.

La agricultura en áreas urbanas y peri urbanas proporciona alimento a casi 700 millones de habitantes de las urbes del mundo (Zezza y Tasciotti 2010).

Un claro ejemplo de esta transición es Cuba, país que vio cortado su suministro de petróleo tras el colapso de la URSS. En este contexto, el gobierno impulsó importantes reformas como convertir la producción agrícola de industrial a orgánica, repartir las propiedades estatales entre cooperativas de campesinos y apoyar proyectos de permacultura y agricultura urbanas (Campanioni et al 2005)

Un huerto es un terreno de corta extensión donde se cultivan verduras, legumbres y a veces, árboles frutales. Puede complementarse con un gallinero o la cría de pequeños animales.

La permacultura engloba un conjunto de herramientas, técnicas y conocimientos cuyo objetivo principal es el diseño y desarrollo de hábitats humanos sostenibles que permitan la satisfacción de las necesidades humanas en armonía con el resto de organismos vivos. Para ello es necesario respetar los ciclos y ritmos naturales. Abarca por tanto diversos sectores: vivienda-bioconstrucción, producción de alimentos y plantas medicinales, relaciones humanas desde la colaboración y la cooperación, el asamblearismo, etc…

Diferentes ciclos naturales (CO2, nitrógeno, fósforo...) y funciones que se dan en un bosque comestible.

Diferentes ciclos naturales (CO2, nitrógeno, fósforo…) y funciones que se dan en un bosque comestible.

En la producción de alimentos la permacultura imita el funcionamiento de los bosques, ecosistemas que de forma autónoma se regeneran y fertilizan el suelo. Es por ello que la permacultura se conoce también como la agricultura del no hacer: no arar la tierra, no arrancar hierbas adventicias por sistema y por supuesto no utilizar pesticidas ni productos químicos.

El diseño de un bosque comestible abarca desde la asociación de plantas de todo tipo que cooperen y colaboren entre ellas para alcanzar un ecosistema equilibrado hasta métodos y técnicas para reconstruir y regenerar suelo.

Un bosque comestible debe presentar plantas  de todo porte: herbáceas, arbustivas, arbóreas, trepaderas, así como que cumplan diferentes funciones: leguminosas que fijen el nitrógeno, caducifolias que aporten hojarasca, que actuará como acolchado para retener la humedad y evitar la erosión, así como aportar nutrientes al suelo, plantas que con su porte den sombra a las que lo necesitan etc.

Diferentes estratos de un bosque comestible

Diferentes estratos de un bosque comestible

A parte de la producción de alimentos, un bosque comestible es un refugio de biodiversidad, retienen carbono, refrescan el clima local y retienen agua.

Por todo ello, la permacultura en general y los bosques comestibles en particular presentan un potencial enorme tanto para satisfacer necesidades humanas como para regenerar el planeta al que pertenecemos ante los procesos de desertificación, cambio climático, pérdida de biodiversidad, etc. causados por el actual modelo de civilización que no harán más que agravarse en los próximos años.

En la producción de alimentos la permacultura imita el funcionamiento de los bosques, ecosistemas que de forma autónoma se regeneran y fertilizan el suelo. Es por ello que la permacultura se conoce también como la agricultura del no hacer: no arar la tierra, no arrancar hierbas adventicias por sistema y por supuesto no utilizar pesticidas ni productos químicos.

Estrategias
Cierre de ciclos naturales: la autogestión de los residuos caseros puede ser clave en un futuro próximo. Las primeras huelgas de recogida de basura se han producido en barrios periféricos y de clases trabajadoras de Jerez de la Frontera. El gallinero es un complemento ideal para el huerto pues las gallinas se comen los desechos vegetales no aprovechables por el ser humano. Otra manera de aprovecharlos es criando lombrices que generan humus muy nutritivo. Por último las heces humanas pueden gestionarse sin necesidad de desagüe, mediante wc secos donde se depositan en cajones mezcladas con materiales secantes. Estos residuos pueden compostarse de forma tradicional o mediante lombrices dando como resultado un compost apropiado para árboles.

Otras Estrategias:

  • Estanques de peces y plantas nitrófilas para orines.
  • Cocinas solares, hornos y calentadores solares con materiales reciclados.
  • Colectores y filtros de agua pluvial.
  • Okupación de casas propiedad de especuladores y bancos.
  • Reparado de ropa y calzado.
Cocina solar construida con materiales reciclados: cartón y papel de aluminio.

Cocina solar construida con materiales reciclados: cartón y papel de aluminio.

Huertos urbanos:
Mediante cesión de un particular, acuerdo con las administraciones locales u ocupaciones vecinales establecer huertas de autoconsumo e intercambio. Los huertos urbanos y los bosques comestibles aseguran la soberanía alimentaria pues conservan variedades y semillas locales.

Bosques o jardines comestibles: mediante cesión de un particular, acuerdo con las administraciones locales u ocupaciones vecinales. El trabajo comienza con la regeneración del suelo desapelmazándolo si este está muy duro o encostrado aunque siempre sin voltear el suelo.

Seguidamente se pueden cultivar especies herbáceas de rápido crecimiento (cobertura de suelo): trébol, altramuz, guisantes… así como “acumuladores dinámicos”, especies que captan minerales del subsuelo y que los hacen aflorar cerca de la superficie: consuelda, ortiga, diente de león, así como algunas plantas medicinales y aromáticas: valeriana, borraja, menta. El crecimiento de estas plantas y las hierbas adventicias se deberá controlar, segándolas de vez en cuando y esparciéndolas sobre el suelo en formación.

Tras este paso opcional se procede a la selección de plantas. El diseño se basa en los niveles anteriormente descritos: árboles, arbustos, trepaderas y hortalizas. Se sigue este orden para situarlos, pero hay que considerar que empezarán a producir en orden inverso, lo cual equivale a que los primeros años las hortalizas ocuparán la mayoría de espacios, después empezarán a desarrollarse los arbustos y finalmente los árboles cubrirán gran parte del espacio, excepto las zonas que nosotros delimitemos.

Un bosque comestible está diseñado para evolucionar con el tiempo: las plantas que predominan al principio pueden dejar paso a otras que ocuparán su lugar.

Sembrando los plantones y recuperando semillas de la anterior cosecha en Cantagaia.

Sembrando los plantones y recuperando semillas de la anterior cosecha en Cantagaia.

Los retos que tenemos por delante para llegar al pleno desarrollo de estas estrategias y su influencia en la sociedad son por tanto y básicamente tres: empoderar a la ciudadanía en el conocimiento de saberes tradicionales útiles, recuperar espacios privatizados por el poder económico e investigar  y desarrollar nuevas estrategias  y técnicas de autosuficiencia y sostenibilidad

por CNCD

El negocio de los agrocombustibles: un modelo insostenible.

La escasez de combustibles fósiles es una amenaza para la sociedad industrial. La Agencia Internacional de la Energía(AIE) ha reconocido que la producción máxima de petróleo (pico del petróleo) ocurrió en 2006 y que la extracción mundial no puede satisfacer la demanda. Bajo estas circunstancias algunos investigadores y técnicos mantienen que los agrocombustibles pueden ser una alternativa para mantener el actual sistema productivo.

Las sociedades industriales actuales son completamente dependientes de los combustibles fósiles: la producción de comida,  bienes industriales, transporte, turismo, administración, sistemas de salud… no pueden ser desarrolladas sin el imput energético basado en el carbón, el petróleo y el gas natural.  (IEEE, 2011; Leprince et al, 1967).

De unos años hacía hoy ha surgido el debate a nivel mundial sobre la necesidad de sustituir paulatinamente, suplir por completo, parcialmente o mezclar los biocombustibles con los derivados del petróleo. (Graft, 2006).

La agricultura moderna depende totalmente de los combustibles fósiles: 100 millones de tractores en el mundo funcionan con gasóleo, los fertilizantes sintéticos son producidos a partir del gas natural, pesticidas, herbicidas y fungicidas son  productos derivados del petroleo o del gas natural  (Gever et al, 1986). La escasez de petróleo por cuestiones geopolíticas es por tanto una seria amenaza a la estabilidad social. Infelizmente para la economía global el agotamiento de los combustibles fósiles es una realidad como la propia Agencia Internacional de la Energía ha reconocido en su último outlook: “la era de los combustibles fósiles está lejos de acabar pero la preponderancia de estos decrecerá” (IEA, 2011).

De hecho, aparte de la propia AIE, las principales petroleras ya han reconocido que el cenit de máxima producción del petróleo se alcanzó alrededor de 2006 y que tras esta fecha la extracción anual de petróleo crudo ha  venido decreciendo debido al agotamiento de las reservas mundiales. (IEA, 2011). Por último, el hecho de que la demanda ha superado la capacidad de extracción ha forzado un importante incremento de los precios.

Extracción (verde), consumo (rojo) en millones de barriles por día y precios del petróleo durante la última década (Fuente: AIE)

Extracción (verde), consumo (rojo) en millones de barriles por día y precios del petróleo durante la última década (Fuente: AIE)

 

Definición y tipologías de agrocombustibles.

Por biocombustible se entiende todo combustible procedente de la biomasa, es decir, de organismos recientemente muertos o sus desechos metabólicos tales como el estiércol de vaca o el guano (excrementos de murciélago).

Los biocombustibles más utilizados son el bioetanol y el biodiesel. El primero, también llamado alcohol carburante, se extrae a partir de remolacha, caña de azúcar, sorgo, cebada, trigo, yuca y maíz. Por el contrario, el biodiesel se obtiene a partir de aceites vegetales ya utilizados o producidos expresamente para ello. La soja es el principal cultivo proveedor de biodiesel, siendo importante también el girasol.

De unos años hacía hoy ha surgido el debate a nivel mundial sobre la necesidad de sustituir paulatinamente, suplir por completo, parcialmente o mezclar los biocombustibles con los derivados del petróleo. (Graft, 2006).

Los principales países productores de cultivos base para el bietanol son: Brasil y EEUU con casi la mitad de la producción mundial cada uno. No obstante Nigeria pretende que su producción de yuca sea destinada a la producción de Bioetanol. Lo mismo podríamos decir de la India con respecto al sorgo. Por otra parte la producción de etanol en los últimos 5 años se ha duplicado.

Con respecto a los cultivos que generan biodiesel, el principal productor es Alemania con más de la mitad mundial de la producción, le siguen otros países industrializados como Francia, Italia y EEUU. La producción de biodiesel ha crecido un 50% en el último año (Datos del Ministerio de Minería de Chile). Sin embargo los principales productores de soja son EEUU, Brasil, Argentina y China.

Consecuencias de la extensión de cultivos para agrocombustibles:

Los defensores de los biocombustibles alegan que éstos son menos contaminantes y por tanto su uso ayudaría a paliar los efectos del cambio climático.  Las principales razones dadas por estos expertos son que los motores de gasoil pueden funcionar con biodiésel y que los agrocombustibles son una fuente renovable de energía y retener carbono (Royal Society. 2008). Sin embargo, el cultivo de agrocombustbles puede crear algunos problemas: necesitan tierra (muchas veces anteriormente ocupada por vegetación natural), fertilizantes, agua y otros recursos por lo que afectan al precio de los alimentos y su densidad energética o tasa de retorno energético (TRE) es considerablemente menor a la del petróleo. (Hill et al. 2006).

Por lo tanto, podemos clasificar las consecuencias del cultivo de agrocombustibles en tres categorías:

  • Económicas: los cultivos destinados a agrocombustibles encarecen el precio de los alimentos debido a la creación de una demanda extranjera hacia estos productos generadores de combustibles, con las consecuentes repercusiones sociales en las poblaciones de los países productores. Por el contrario, según el ministro brasileño de energía Antonio Simões, la producción de biocombustibles es una fuente de creación de empleo ya que los campesinos seguirían desarrollando su actividad tradicional, y por otra parte la transformación de los cultivos en biocombustibles se desarrollaría en el país al contrario que con el petróleo que se exporta sin que el valor añadido repercuta en la población del País. (Bourne, 2007). No opinan igual los detractores: En este nuevo escenario mundial, los países subdesarrollados, en especial de América Latina y África, entregan tierras fértiles y mano de obra barata que trabajará en las grandes plantaciones donde se refinarían los codiciados biocombustibles. Esto significa que el llamado Tercer Mundo se convertiría en la fuente de abastecimiento de esta nueva industria.  Llenar un depósito de 40 litros con agocombustibles equivale, en calorías, a la alimentación de una persona durante medio año. Siguiendo las leyes del mercado, si el asunto se reduce a quien más pague, lo más probable es que la comida sea para el coche.  (Ballenilla, 2007)
  •  

  • Paisajísticas: en el caso de que una plantación de agrocombustibles se establezca sobre el terreno donde antes había un cultivo destinado al consumo humano o ganadero, el impacto paisajístico sería irrelevante sobre todo si el producto cultivado continúa siendo el mismo. Por el contrario, el impacto paisajístico sería considerable si se talaran bosques o desaparecieran praderas. El aumento de la superficie dedicada en Brasil a la caña de azúcar, que se prevé podría duplicarse en la próxima década, también puede estar contribuyendo a la deforestación. Al desplazar a la ganadería, el azúcar se suma a las presiones que empujan a los ganaderos a internarse en territorios como la Amazonía o las sabanas, de gran diversidad biológica, conocidas como el cerrado. Aunque el alcohol se considere un combustible limpio, su proceso de fabricación es muy sucio, sobre todo por la quema de la caña y la explotación laboral de los macheteros. (Bourne, 2007)
  •  

  • Medioambientales: allá donde se roturen bosques para establecer cultivos se perderán sumideros de CO2 y la biodiversidad de los bosques se vería amenazada debido a la reducción de su extensión. Los defensores de los agrocombustibles manifiestan que estos son menos contaminantes que los derivados del petróleo y que disminuirían la cantidad de gases con efecto invernadero emitidos a la atmósfera. Los detractores mantienen que esta disminución cuantitativa no lo será cualitativa ya que en algunos casos los gases generados serán más dañinos y en otros casos el ahorro no compensará la pérdida de reservas de carbono procedentes de los propios cultivos o de los bosques que hayan podido ser roturados. Además algunos agrocombustibles emiten Óxido nitroso N2O, un potente gas con efecto invernadero, muy contaminante y muy nocivo para la salud. (Crutzen et al, 2008)

 Aunque el alcohol se considere un combustible limpio, su proceso de fabricación es muy sucio, sobre todo por la quema de la caña y la explotación laboral de los macheteros. (Bourne, 2007)

Tasa de retorno energético de los agrocombustibles.

Uno de los inconvenientes mayores de los agrocombustibles es su profunda dependencia del petróleo. Su condición de producto subsidiario del crudo se debe  a que  como todo monocultivo intensivo-extensivo requiere grandes inversiones en capital: tractores que funcionan con gasóleo, fertilizantes y abonos que son todos ellos derivados del petróleo, transformación del producto en fábricas cuya energía generalmente es producida por la quema de combustibles fósiles, distribución del producto en medios de transporte  que requieren petróleo, etc.

La Tasa de Retorno Energético (TRE) del agrodiesel de caña, entendida como el cociente entre la energía obtenida y la utilizada para obtenerla, puede ser ligeramente positiva si el abastecimiento de crudo se mantiene a precios bajos. Ballenilla (2007) ha calculado una TRE para el agrodiesel de caña que varía entre 0,7 y 1,7. La posibilidad real de crisis geopolítcas, subidas del precio del crudo o la incapacidad de extraer petróleo de forma rentable debido al agotamiento de este recurso finito desaconsejan el uso de los agrocombustibles como fuente de energía.

El caso de la Selva de Mabira en Uganda

Según un estudio de la “Africa Biodiversity Networkexiste un plan para transformar un tercio de la mayor reserva natural de Uganda (selva de Mabira) en una plantación de caña de azúcar para la producción de etanol. Se calcula que unas 7.100 hectáreas serán deforestadas. En otros países como Tanzania, Zambia y Benín se desarrollarán proyectos similares según el informe. Además, según ecologistas etíopes, se pretende introducir en dicho país una nueva especie para usarla como biocombustible. Esta especie nativa de América central denominada jatrofa es muy perjudicial para los suelos debido a que agota sus nutrientes muy rápidamente.

El informe de la Africa Biodiversity Network también indica que existe una falta de compromiso en los países estudiados sobre el impacto potencial que tendrá en las comunidades rurales y en la seguridad alimenticia.

En abril de 2007, cinco personas murieron en los disturbios entre manifestantes y policía en una demostración contra la deforestación de la selva y la plantación por parte de la empresa Mehta de caña de azúcar en la reserva. Por otra parte los defensores del proyecto mantenían que se crearían unos 3500 puestos de trabajo y que la plantación contribuiría con 11.500 millones de dólares al presupuesto nacional ugandés.

Afortunadamente, el proyecto fue paralizado debido a las fuertes protestas sociales. La realización del mismo habría supuesto una amenaza para los ciclos locales de agua que abastecen al Lago Victoria y a la cabecera del río Nilo. Sin embargo, miles de hectáreas de bosques en las islas Kalangala y Bugala en el lago Victoria ya se han cortado  para establecer las plantaciones de aceite de palma.

Lucha contra el agronegocio y por la soberanía alimentaria: asentamientos de campesinos sin tierra como territorios de esperanza en el litoral de Paraíba (Brasil).

Brasil es un país con importantes recursos naturales pero una desigual distribución y reparto de la riqueza.

la expansión de la caña de azúcar tras las políticas de PROALCOOL en los años 70 provocó la eliminación de gran parte de los parches de vegetación nativa

Una de las regiones más empobrecidas es el nordeste cuyo litoral está compuesto principalmente por la formación geológica Barreiras que presenta suelos pobres en minerales ya que las bases de éstos han sido profundamente lavados cuando estaba cubierta por vegetación de mata atlántica. En las zonas no ocupadas por cultivos encontramos actualmente una vegetación compuesta por un manto herbáceo de gramíneas y un estrato arbustivo de individuos dispersos de porte bajo y con troncos retorcidos. Esta formación se asemeja a los campos cerrados del centro de Brasil (Furrier et al, 2006).

Una de las prácticas más impactantes es la quema de matas pioneras o secundarias para la puesta en cultivo de caña de azúcar ya que se destruye la capa superficial del suelo donde se encuentra el humus y se fomentan tanto la erosión como la lixiviación del suelo al quedar éste desnudo y desprotegido. Estas matas presentan gran cantidad de imbaubas (Cecropia sp.) y mangabas (Hancornia speciosa) que son plantas pioneras, entre otras como cajús (Anacardium occidentale) que se aprovechan por su fruto. (Ver foto 1). Otro de los cultivos más impactantes es el de coco ya que es uno de los que más expuesto deja la superficie ante los procesos erosivos.

Foto 1. Sabana arbolada antrópica de cajú (Anacardium occidentales) en la que se realiza a la vez la explotación ganadera tradicional aprovechando la sombra del cajú (mejor que la del cocotero) y la recogida del fruto del cajú (anacardo) (foto B. Paladini, 2009)

Foto 1. Sabana arbolada antrópica de cajú (Anacardium occidentales) en la que se realiza a la vez la explotación ganadera tradicional aprovechando la sombra del cajú (mejor que la del cocotero) y la recogida del fruto del cajú (anacardo) (foto B. Paladini, 2009)

Foto 2. Plantación de caña de azúcar en el litoral del nordeste de Brasil. (B. Paladini 2009).

Foto 2. Plantación de caña de azúcar en el litoral del nordeste de Brasil. (B. Paladini 2009).

Foto 3. Cultivo de abacaxí (piña) que protege densamente el suelo. (Fotografía: Bilal Paladini, 2009).

Foto 3. Cultivo de abacaxí (piña) que protege densamente el suelo. (Fotografía: Bilal Paladini, 2009).

Foto 4. Cultivo de mandioca que deja el suelo muy desprotegido ante fenómenos erosivos. (Foto: Bilal Paladini, 2009).

Foto 4. Cultivo de mandioca que deja el suelo muy desprotegido ante fenómenos erosivos. (Foto: Bilal Paladini, 2009).

Foto 5. Cultivo de coco que deja el suelo muy expuesto, hoy en día abandonado y con aprovechamiento ganadero tradicional (Foto: Bilal Paladini, 2009).

Foto 5. Cultivo de coco que deja el suelo muy expuesto, hoy en día abandonado y con aprovechamiento ganadero tradicional (Foto: Bilal Paladini, 2009).

La vegetación natural de Mata Atlántica existente antes de la llegada de los colonizadores europeos al litoral Paraíba se ha reducido al 0,6%. (SUDEMA, 2004), especialmente tras el desarrollo de las políticas PROALCOOL en los años 70. Esta formación boscosa ha sido sustituida por caña de azúcar principalmente (ver foto 2) y bambú, piña (ver foto 3), mandioca (foto 5), coco (foto 4), maracuyá, manga y otros cultivos tradicionales en menor medida.

El aumento del área cultivada y de la cantidad producida de caña en el estado de Paraíba entre 1970 y 1985 se incrementó en un 388% y en un 370,9% respectivamente. En términos absolutos se pasó de producir 936.276 toneladas a 4.576.485 y a cultivar de 19.698 hectáreas a 92.760. (SUDEMA, 2004).

Estos datos pueden aplicarse al área de estudio como se comprobará en la cartografía de evolución de usos del suelo que se expone a continuación. (Ver Mapas 1, 2 y 3)

Mapa 2 (usos del suelo, año 1970, elaboración propia).

Mapa 2 (usos del suelo, año 1970, elaboración propia).

Mapa 1. Estado de Paraíba, nordeste de Brasil.

Mapa 1. Estado de Paraíba, nordeste de Brasil.

Mapa 3 (usos del suelo año 2000 elaboración propia).

Mapa 3 (usos del suelo año 2000 elaboración propia).

Como se ha comentado anteriormente, la expansión de la caña de azúcar tras las políticas de PROALCOOL en los años 70 provocó la eliminación de gran parte de los parches de vegetación nativa. Del mismo modo, el avance de la caña de azúcar empujó a pequeños campesinos a roturar nuevas tierras para el cultivo de alimentos de subsistencia.

El área donde se ha realizado el estudio a detalle engloba un total de 6 asentamientos de campesinos sin tierra donde viven 511 familias (SUDEMA, 2004)  a las cuales la Reforma Agraria de Brasil ha concedido parcelas de tierra en antiguas haciendas que eran consideradas improductivas y cuyos antiguos propietarios fueron indemnizados tras las expropiaciones.

Las condiciones laborales de los cortadores de caña son muy duras. Uno de los mayores riesgos laborales son las mordeduras de serpientes y otros animales venenosos, accidentes con herramientas de corte e intoxicaciones con pesticidas. Otro riesgo importante son los accidentes de tráfico. Las condiciones contractuales son también muy duras, por ejemplo, los trabajadores han de pagar la segunda ración de agua que ellos beben y su salario no suele superar el equivalente a 130 euros al mes teniendo que cortar aproximadamente 2,5 tm al día. (Lima, 2011)

Generalmente estas expropiaciones se ven acompañadas de conflictos de lucha por la tierra  y de violencia, ya que los antiguos dueños no aceptan fácilmente la nueva realidad.

Diferentes asociaciones apoyan a los campesinos en sus reivindicaciones y luchas como el laico MST (Movimiento de los Trabajadores Rurales Sin Tierra) o la cristiana CPT (Comisión Pastoral de la Tierra) perteneciente a la Iglesia Católica y ligada a la teología de la Liberación. (Ver tabla)

Tabla 1. Asentamientos del área de estudio. Fuente: INCRA (Instituto de Colonización y Reforma Agraria).

Tabla 1. Asentamientos del área de estudio. Fuente: INCRA (Instituto de Colonización y Reforma Agraria).

 

La transformación de las haciendas improductivas en asentamientos de campesinos supone nuevos cambios en el uso de la tierra.

Los asentamientos de campesinos aseguran la soberanía alimentaria produciendo alimentos para los mercados locales además los campesinos son conscientes de los problemas ambientales y de la necesidad de un manejo de los recursos que cierren los ciclos naturales y respete los ritmos de regeneración de los mismos ya que de ello depende su bienestar.

Los campesinos plantarán cultivos de subsistencia y para abastecimiento de los mercados locales como mandioca, piña, maracuyá y otras frutas, yuca, patata en lugar de caña de azúcar ya que legalmente no pueden (Figura 2).

Figura 2. Principales productos producidos por los asentados (Paladini, 2009).

Figura 2. Principales productos producidos por los asentados (Paladini, 2009).

Los trabajos de campo mostraron que tras su creación, el uso del suelo en los asentamientos cambió de caña de azúcar y coco a múltiples cultivos de subsistencia como se observa en el anterior gráfico: El 60% de los productos son fuentes de carbohidratos: tubérculos y judías, siendo el resto frutas tropicales.

Por otra parte, la creación de asentamientos supuso que los nuevos propietarios de la tierra, los campesinos, tomasen conciencia de los problemas erosivos que suponían los cultivos en zonas de cabecera de drenaje ya que estos colaboraron y participaron en un proyecto desarrollado por la Universidad Federal de Paraíba de estabilizar un gran barranco llamado localmente voçoroca. Este proyecto fue beneficioso tanto para la Universidad como para los asentados ya que amplió el conocimiento y la experiencia de los investigadores y los campesinos aprendieron técnicas para evitar el desarrollo de voçorocas.

A pesar de las diferencias, los campesinos poseían un objetivo en común: trabajar para sustentar sus familias y tener una esperanza de vida mejor donde pudiesen reproducirse como campesinos libres de la explotación de los grandes propietarios, controlando libremente su tiempo, espacio y fuerza de trabajo. (Figura 3)

 Figura 3. Situación laboral de los campesinos de Donha Antonia antes de la creación del asentamiento

Figura 3. Situación laboral de los campesinos de Donha Antonia antes de la creación del asentamiento

Tras la creación del asentamiento hubo un cambio sustancial en el valor dado por los trabajadores rurales al territorio donde pasaron a vivir. El territorio de explotación fue superado y pasó a ser considerado un territorio de vida. Hubo una gran transformación en las relaciones de trabajo y de poder, es decir, se creó otra forma de relación social ya que se forma una clase social homogénea que tiene en aquel territorio la esperanza de una vida digna, que les garantía entre otras cosas la soberanía alimentaria.

Conclusiones.

Como conclusión del caso de estudio de Brasil se puede afirmar que los asentamientos de campesinos son mucho más sostenibles ecológica y económicamente que el agronegocio basado en monocultivos. Los asentamientos de campesinos aseguran la soberanía alimentaria produciendo alimentos para los mercados locales además los campesinos son conscientes de los problemas ambientales y de la necesidad de un manejo de los recursos que cierren los ciclos naturales y respete los ritmos de regeneración de los mismos ya que de ello depende su bienestar.

Como conclusión general podemos afirmar que los agrocombustibles no pueden ofrecer una alternativa real a los combustibles fósiles como base energética de la civilización urbana-agro-industrial ya que son una mera extensión de estos últimos: se necesita petróleo y gas natural para los fertilizantes, herbicidas, pesticidas, para el transporte de maquinaria, refinado y elaboración etc. Los biocombustibles han de ser llamados agrocombustibles ya que en líneas generales provocan efectos negativos en la sociedad y el medio ambiente.

 

BIBLIOGRAFÍA Y FUENTES

  • * Ballenilla, M. 2007: Biocombustibles, mito o realidad Enlace Directo
  • * Bourne JR, J (2007). Sueños verdes. National Geographic. Vol 21-5. Noviembre 2007, 10-31.
  • * Crutzen, P. J., Mosier, A. R., Smith, K. A., and Winiwarter, W.: N2O release from agro-biofuel production negates global warming reduction by replacing fossil fuels, Atmos. Chem. Phys., 8, 389-395, doi:10.5194/acp-8-389-2008, 2008.
  • * Furrier, M. Erasto de Araujo, M. Figueiredo de Meneses, L. Geomorfología e Tectónica da Formaçao Barreiras no Estado da Paraíba. Revista do Instituto de Geociências – USP Geol. USP Sér. Cient., Sao Paulo, v. 6, n.2, p.61-70, outubro 2006.
  • * Gever, J., Kaufmann, R., Skole, D. and Vorosmarty, C., 1986. Beyond Oil: The Threat to Food and Fuel in the Coming Decades. Ballinger, Cambridge, 304 pp.
  • * Graft, F. 2006. Options for utilizing plant materials for energy purposes in Germany – an overview Sugar Industry / Zuckerindustrie 2006 Vol. 131 No. 6 pp. 405-410
  • * Hill, J., Nelson, E., Tilman, D., Polasky, S., and Tiffany, D.: Environmental, economic, and energetic costs and benefits of biodiesel and ethanol biofuels, Proc. Nat. Acad. Sci., 103, 11 206–11 210, 2006.
  • * IEA: World Energy Outlook 2011: Enlace Directo
  • *IEA: Technology roadmap biofuels for transport 2011. Enlace Directo
  • * IEEE: DOCUMENTO DE ANÁLISIS DEL IEEE 10/2011 LA NECESARIA REDUCCIÓN DE LA DEPENDENCIA DEL PETRÓLEO (ABRIL2011) Enlace Directo
  • * Leprince, P., Catry J. P. y Chauvel, A., Les produits intermédiaires de la chimie de dérivés du pétrole, Société des editions Technip, 1967.
  • * LIMA, Edvaldo Carlos de: Dissidência e Fragmentação da luta pela terra na “Zona da Cana” nordestina: o estado da questão em Alagoas, Paraíba e Pernambuco. Tese de Doutorado, Recife/PE, 2011, p.73-111.
  • * SUDEMA. (2004). Atualizaçao do diagnóstico forestal do Estado da Paraíba-Joao Pessoa.
Núcleos de expansión. 1: Árabe. Núcleo 2: Centroasiático.

El origen de las sociedades de dominación

Una de las principales creencias en las que se nos ha educado es que los pueblos “primitivos” sufren niveles de vida muy bajos: hambre, enfermedades, condiciones de vida muy duras, una dependencia casi exclusiva de la caza ejercida por varones fuertes y valientes que arriesgan su vida para mantener al resto de la tribu y otra serie de mitos sin fundamento.

Sin embargo la antropología nos demuestra la falsedad de estos mitos construidos con el concreto interés de apoyar los paradigmas del desarrollo y el progreso ilimitados, el darwinismo social y la competencia como ejes de la evolución natural  y de las relaciones sociales.

El antropólogo Marshall Sahlins en su obra “la economía de la edad de piedra” demuestra que la esperanza de vida de los pueblos primigenios está entre 65-70 años con salud, que se nutren de forma equilibrada con las calorías necesarias (2000 aprox al día),  siendo el 80% de las calorías de origen vegetal, es decir se obtienen mediante la recolección de frutos, hojas, raíces y otras partes comestibles del las plantas por lo que se refuta el mito del cazador infatigable y de fuerza colosal que alimentaba a la tribu matando mamuts y otras bestias enormes todos los días.

El ecológo Bernard Campbell en su obra “ecología humana”, refuerza las investigaciones de Sahlins mostrando que los individuos de estos pueblos trabajan menos de 5 horas al día, que en sus lenguas utilizan el mismo término para designar la función trabajo y juego, que duermen más de 8 horas al día más dos siestas de media entre otros muchos indicadores sorprendentes.

Por lo tanto, el trabajo productivo y reproductivo no está dividido por sexos. Está considerado tan importante recolectar frutos o pescar como preparar esos alimentos y cuidar de los niños y ancianos independientemente del sexo de quien realice estas tareas.

Como señala Steve Taylor en La Caída, estos pueblos se sienten parte integrante de la biosfera y del Universo y adoran a la naturaleza como “madre benefactora”. Es por ello que los enterramientos de estos pueblos son simples. Las tumbas presentan los mismos patrones: enterramientos sencillos y simples ya sean grupales o individuales sin distintivos de clase social o posición. Estos pueblos no practican religiones represoras de la sexualidad y raras veces muestran tabúes a los procesos corporales naturales.

El antropólogo Marshall Sahlins en su obra “la economía de la edad de piedra” demuestra que la esperanza de vida de los pueblos primigenios está entre 65-70 años con salud, que se nutren de forma equilibrada con las calorías necesarias (2000 aprox. al día),  siendo el 80% de las calorías de origen vegetal, es decir (…) se refuta el mito del cazador infatigable y de fuerza colosal que alimentaba a la tribu matando mamuts y otras bestias enormes todos los días.

La arqueóloga lituana Marija Gimbutas y James Mellaart señalan que las sociedades del Paleolítico, Neolitico y buena parte del Calcolítico eran igualitarias: las pinturas rupestres muestran paisajes de vida exuberante, las estatuillas de mujeres embarazadas que construían simbolizaban la fertilidad. Por último las poblaciones que edificaban no presentaban amurallamientos ni edificios emblemáticos que caracterizan una sociedad jerárquica con estructuras  de clases o castas. Todos los edificios son de similares características.

Este tipo de pueblos los podemos encontrar en el registro arqueológico a lo largo y ancho de todo el planeta, desde Catal Huyuk en Turquía hasta los bosquimanos de Botswana, los pueblos nativos de Norteamérica, las tribus del Amazonas  y los aborígenes de Australia.

Gran parte de estos pueblos se organizan como recolectores-cazadores pero no es el desarrollo de la agricultura, ni la sedentarización  o la aparición de núcleos de miles de habitantes, ni la división o la complejidad del trabajo productivo las que originaron la aparición de una nueva cosmovisión, organización social y el desarrollo del ego.

Es fácil hacerse una idea del tipo de vida que tenían estos pueblos a lo largo y ancho de todo el mundo: los galos como los del cómic de Asterix vivían en pequeñas aldeas formadas por casas similares construidas con materiales locales y rodeadas por bellos y majestuosos bosques de donde se obtenía miel, bellotas, moras, higos y otras plantas comestibles, jabalíes, conejos, ciervos, perdices, codornices y otros productos de caza y como no, plantas medicinales que el o la druida empleaba para curar.

Los galos y otros pueblos europeos exterminados por los romanos se dedicaban a la horticultura, recolección y caza,  formando redes o confederaciones de aldeas.

Los galos y otros pueblos europeos exterminados por los romanos se dedicaban a la horticultura, recolección y caza, formando redes o confederaciones de aldeas.

Según Felix Rodrígo Mora,  en la Península Ibérica ocurría lo mismo: Iberos y Celtas hacían pan con bellotas y castañas, se calcula que ¾ de su alimentación se basaba en la recolección, sabemos que una ardilla podía recorrer el país sin bajarse de un árbol.

Sociedades de dominación

En contraposición las sociedades de dominación presentan características bien diferentes de estos pueblos: jerarquías sociales, división del trabajo por géneros y clases sociales, considerando el trabajo productivo como más importante que los cuidados (cocinar, cuidar a niños, enfermos y ancianos…). Disfrutan de  mejor  consideración social y se remuneran más aquellos sectores más alejados de la producción de alimentos y más sofisticados tecnológicamente (regla del notario de José Manuel Naredo). Son sociedades que presentan sumisión de las mujeres y la naturaleza, una cosmovisión ególatra, etnocéntrica, androcéntrica y antropocéntrica, núcleos de población masificados, enterramientos diferenciados según clase social, religiones patriarcales y machistas, represión de la sexualidad y los procesos corporales, etc.

Una teoría interesante para explicar el origen de todas estos comportamientos patológicos se remonta a la aparición de civilizaciones complejas (4000 a.C aprox. en Oriente Próximo) en términos de producción de bienes basadas en la agricultura extensiva y la jerarquización cuando se rompen por primera vez los ciclos naturales de materia y energía a niveles locales.

Por ejemplo en la antigua Mesopotamia, varios imperios lograron grandes incrementos en la producción de cereales gracias a la irrigación. Esto llevo a un aumento poblacional, mayor fortaleza militar y control de las rutas comerciales. La necesidad de controlar mayor territorio y población requiere más recursos por lo que la TRE (tasa de retorno energético) desciende por la ley de rendimientos decrecientes. Es decir que la cantidad de energía producida entre la invertida decrece ya que cada vez hay que construir mayores y más largos canales de riego, expandir el cultivo a tierras menos fértiles y más lejanas con lo cual se incrementa el precio del transporte, aparecen problemas de salinización etc…

Según Joseph Tainter y Jared Diamond, serían estas expansiones territoriales las que forzaron a extender más el cultivo y e intensificar el riego hasta que los suelos se agotaron y se volvieron improductivos por la deposición de sales disueltas en el agua de riego.

 En contraposición las sociedades de dominación presentan características bien diferentes de estos pueblos: jerarquías sociales, división del trabajo por géneros y clases sociales, considerando el trabajo productivo como más importante que los cuidados (cocinar, cuidar a niños, enfermos y ancianos…)

Pero por qué, dónde y cuándo empezó a producirse este cambio en las sociedades: la teoría de Saharasia de James DeMeo.

Los Romanos como todo imperio con un poder centralizado construían magníficos edificios y se organizaban en sociedades muy jerarquizadas y desiguales.

Los Romanos como todo imperio con un poder centralizado construían magníficos edificios y se organizaban en sociedades muy jerarquizadas y desiguales.

Según Antón Uriarte en Historia del Clima de la Tierra, en el norte de África, oriente próximo y  los desiertos de Arabia y de Rajasthan conocieron  períodos más húmedos durante esta primera mitad del Holoceno. Lo atestiguan lechos sedimentarios de paleolagos y paleosuelos que contienen polen fósil indicativo de una vegetación de sabana.

La selva ensanchaba sus límites hacia el norte y hacia el sur en varios cientos de kilómetros, ocupando paisajes que hoy son de sabana, la cual a su vez ganaba terreno al desierto del Sahara. Existen pruebas arqueológicas que indican que en áreas hoy superáridas y recubiertas de dunas, pastaba una fauna típica de sabana. Este autor, sostiene que en zonas en donde la lluvia anual es hoy de sólo 25 mm existía una población humana que se alimentaba esencialmente de tortugas de aguas dulces, de moluscos y de peces. En lo que en la actualidad es un paisaje semidesértico se han encontrado restos de grandes bivalvos fluviales, de hipopótamos y de cocodrilos de aquella época.

El Sahara antes de la desertización (fuente: Uriarte, historia de clima de la Tierra)

El Sahara antes de la desertización (fuente: Uriarte, historia de clima de la Tierra)

Hacia el 5.500 antes del presente las lluvias comenzaron a disminuir y ya hacia el 4.500 el Sahara tenía un clima semejante al actual, lo que ayudó a la densificación de la población a orillas del Nilo y a la aparición de la civilización faraónica lo que conllevo importantes innovaciones tecnológicas para sobrevivir: arado, irrigación, así como un orden social basado en la competición por los recursos menguantes y una transformación de las creencias espirituales y la cosmovisión hacia la naturaleza y las mujeres: se rompen los ciclos naturales y aparecen los primeros problemas de de degradación ecosistémica graves.

Vegetación africana en la actualidad, fuente: http://geografia.laguia2000.com/economia/africa-economia-y-poblacion

Vegetación africana en la actualidad, fuente: http://geografia.laguia2000.com/economia/africa-economia-y-poblacion

Expansión de las sociedades de dominación.

Bajo esta coyuntura, las sociedades de dominación fraguadas en la escasez, la competencia y la violencia fueron imponiéndose progresivamente a las sociedades más igualitarias que las rodeaban. Por ejemplo los romanos, un imperio con poder centralizado y muy militarista logró derrotar a los Galos y esclavizar a gran parte de los habitante la Galia, destruyendo ciudades y pueblos como muestra Laguna. Lo mismo se puede decir de los conquistadores españoles en América, de hecho los cronistas y misioneros  españoles de la conquista Como Fray Bartolomé de las Casas afirmaban que los indios eran buenos e ingenuos por naturaleza y que vivían en una especie de paraíso terrenal donde no tenían que trabajar ni sentían vergüenza de sus cuerpos desnudos.

Núcleos de expansión de las sociedades de dominación 1: árabe. Núcleo 2: centroasiático. (Fuente: http://www.orgonelab.org/saharasia_sp.html)

Núcleos de expansión de las sociedades de dominación 1: árabe. Núcleo 2: centroasiático. (Fuente: http://www.orgonelab.org/saharasia_sp.html)

La expulsión del Paraíso.

Ante el lento proceso de desertización vivido en el Sáhara y oriente próximo hace alrededor de 6000 años, las sociedades modificaron progresivamente su organización social apareciendo el gobierno de guerreros y más tarde reyes.  En el registro arqueológico surgen los primeros vestigios de muertes masivas violentas, se  desarrollaron nuevas tecnologías de apropiación de los recursos más agresivas como el arado o la irrigación, y se extienden por doquier los mitos de la expulsión del paraíso.

No hay más que leer el Génesis que expresa literalmente: “te ganarás el pan con el sudor de tu frente”  (Gn 3, 19), “parirás con dolor” (Gn 3, 16), “ Someterás a las bestias de la tierra, los peces del mar y las aves del cielo” (Gn 1, 28)“Creced y multiplicaos, someted la tierra”, “el varón someterá a la mujer”. Tras el Génesis, donde Adán y Eva son expulsados de un bosque virgen donde se alimentan de frutos y plantas sin necesidad de trabajar, Abel y Caín tienen que dedicarse a la ganadería y la agricultura en medio de un semidesierto.

Desde los Sumerios hasta hoy, cada civilización ha desarrollado su propia tradición del Edén: un mundo ideal, donde los placeres y la felicidad eterna rediman los dolores y sinsabores de la existencia real. El Relato de la La Biblia tiene similitudes con la mitología egipcia, griega y babilónica, todo indica que tienen un origen común al igual que en el resto del mundo antiguo.

Cabe destacar que en la tradición judeo-cristiana-islámica es la mujer la culpable de la expulsión del paraíso por incitar a Adán a probar el fruto prohibido que se relaciona con la sabiduría, distinguir entre el bien y el mal y conocer los secretos de la vida.

 Ante el lento proceso de desertización vivido en el Sahara y oriente próximo hace alrededor de 6000 años, las sociedades modificaron progresivamente su organización social apareciendo el gobierno de guerreros y más tarde reyes.

Las pinturas rupestres también muestran la evolución en la organización social y la cosmovisión: antes de la desertización las pinturas del Sahara mostraban animales pastando en praderas, mujeres pariendo o amamantando mientras que tras la desertización las pinturas representan a guerreros y ejércitos en la batalla.

Pinturas rupestres que representan la evolución de la cosmovisión y organización social. (Fuente: http://www.orgonelab.org/saharasia_sp.html)

Pinturas rupestres que representan la evolución de la cosmovisión y organización social. (Fuente: orgonelab.org)

Conclusiones:

  1.  El actual estado de degradación de la biosfera y de las sociedades humanas no responde a un patrón biológico de comportamiento del ser humano sino más bien a una adaptación social ante un hecho concreto que supuso que unas sociedades se tornaran más agresivas que otras e impusieran su modelo organizativo.
  2. Son la cooperación, el apoyo mutuo y la simbiosis los motores de la evolución de la vida como demuestran las teorías de Gaia y la simbiogénesis de Lovelock y Margulis respectivamente en contraposición a las teorías del gen egoista y la supervivencia del más fuerte. ¿Acaso sería posible la vida en la Tierra sino existieran la Luna que con su atracción hace girar a la tierra sobre su eje cada 24 horas de modo que  el día y la noche tengan una duración similar lo que favorece un contraste térmico suave entre ambos? ¿Sería posible la vida en la Tierra sin la protección del escudo antimeteoritos que es Júpiter con su masa? Igualmente la vida no sería posible sin la cooperación entre muchas especies de bacterias que viven dentro de organismos más complejos como nosotros mismos.
  3. El actual sistema productivo urbano-agro-industrial globalizado basado en el crecimiento económico atraviesa una profunda crisis por haber agotado gran parte de los recursos no renovables y sobreexplotado los renovables.  Si la humanidad quiere tener éxito como especie debe de dejar de comportarse como una patología como señala Naredo e imitar los mecanismos que regulan los ecosistemas (biomímesis)
  4. La naturaleza es la única “empresa” que no ha quebrado en 5000 millones de años de historia pues el residuo de todo organismo es un recurso para otro, es decir, que la materia y la energía están constantemente ciclándose, es decir pasando de una forma y estado a otro.
  5. El mito del bienestar basado en el desarrollo tecnológico y el consumo de recursos materiales y energéticos han demostrado ser totalmente falso en un mundo en el que el 80% de la población pasa hambre y gran parte del 20% restante tiene problemas de salud por sobrepeso como muestra Paul Roberts en su libro El hambre que viene.

A partir de ahora las comunidades tendrán que empoderarse y empezar a gestionar la salud colectiva y personal ante el colapso de los sistemas de salud públicos y el coste y exclusividad de los privados. Recuperar saberes tradicionales, plantas medicinales, ser capaz de producir nuestros alimentos, evitar estar expuestos a estrés y contaminantes y depender lo mínimo del trabajo asalariado se antojan asuntos fundamentales para estos fines.